Una de las alternativas a los sistemas de calefacción tradicionales para el hogar son los radiadores de baja temperatura. A diferencia de los normales, estos funcionan a una temperatura inferior de los 70 u 80º C habituales sino a 35º C, lo que permite un ahorro energético considerable al no obligar a las calderas a trabajar con sobre esfuerzo para alcanzar estas temperaturas.

radiadores de baja temperatura Los radiadores de baja temperatura son compatibles tanto con las calderas de condensación, como bombas de calor geotérmicas, aerotérmicas o sistemas solares. Aunque existen diferentes modelos en el mercado y en Vagon disponemos de varios acabados, generalmente este tipo de radiadores solo necesita un 10% del agua de un radiador tradicional.

Las instalaciones de calefacción antiguas no solo se traducen en posibles problemas de mantenimiento por su envejecimiento, sino en una exigencia de trabajo mayor que repercute en una mayor demanda de energía que no necesariamente implica una mejora en el rendimiento. Por ello, los sistemas de calefacción basados en los radiadores de baja temperatura reducen el espacio necesario y son mucho más eficientes en términos energéticos y, por lo tanto, también en términos económicos. A su vez, son más higiénicos, aprovechan las conexiones existentes y ofrecen un rendimiento garantizado.

¿Quieres saber más? ¡Escríbenos! Uno de nuestros técnicos estará encantado de asesorarte sobre tu caso en particular y ofrecerte un presupuesto sin ningún tipo de compromiso.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies