ARISTON_CLAS_PREMIUM_EVO_24FFPara aquellas viviendas y comunidades de vecinos en las que no existe un sistema de calefacción central, o incluso una caldera que permita mantener las estancias con una temperatura cálida que también caliente el agua, la solución habitual pasa por adoptar sistemas alternativos.

La instalación de un aparato de aire acondicionado y calefacción y/o radiadores nos puede servir de gran utilidad para adecuar la temperatura de nuestras habitaciones en las fechas con la climatología más adversa. De hecho, son sistemas económicos, con un mantenimiento mínimo y que, cada vez más, son más eficientes energéticamente, por lo que es posible ahorrar en la factura de la luz con unas buenas prácticas básicas. En el caso del agua caliente, la instalación de un calentador de gas es la solución más económica y cómoda para estas viviendas.

Los calentadores atmosféricos son el sistema más tradicional y simple que existe: una combustión producida por el encendido de la conexión de gas –ya sea a través de las canalizaciones de gas natural como las clásicas bombonas de butano o propano- y la toma de aire de la estancia donde se encuentra instalada. Un sistema tradicional que obliga a su instalación fuera de baños y habitaciones dormitorio, y que exige un periodo continuo de revisiones que certifiquen que la combustión es correcta y los humos salen al exterior correctamente.

Sin embargo, es un sistema que a pesar de estar muy mejorado respecto a los antiguos calentadores al haber adoptado sistemas de seguridad y que no presenta ningún problema siempre que se realice las revisiones preventivas adecuadas, aún despierta cierta desconfianza entre algunos usuarios. Para ellos, existen soluciones alternativas que aseguran una correcta expulsión de los humos al exterior, como los calentadores estancos. Estos toman el aire directamente del exterior y expulsan los humos a través de un tubo de salida de gases concéntrico con extractor de humos. Son más seguros y pueden ser situados en cualquier zona de la vivienda sin riesgo alguno.

Para viviendas que requieren de un gran caudal y no pueden recurrir a sistemas de calderas mixtas también nos encontramos con los calentadores de condensación, con un funcionamiento bastante similar al de una caldera de condensación. Un sistema que ofrece un mayor rendimiento y una eficiencia energética más que notable.

En materia energética hay solución para todo tipo de viviendas y adecuadas a todo tipo de presupuestos. ¿Necesitas ayuda?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies