Muchas familias tienen en su casa una instalación de aire acondicionado y solo se preocupan de él justo en el momento de utilizarlo. Como todo, los aparatos necesitan un mantenimiento para que funcionen de manera correcta y podamos alargar tanto la vida del aparato como de la instalación.

Cleaning air conditioner filters

Ahora que llega la época estival, volvemos a hacer un uso intensivo del aire acondicionado y, con ello, lógicamente sube la factura de la luz. ¿Sabías que puedes ahorrar en consumo energético con unos simples trucos de mantenimiento? Te los contamos.

Depende del conocimiento que tengas del aire acondicionado, de lo complejo que sea el aparato y, claro está, de la accesibilidad tanto al aparato interior como al exterior para llevar a cabo alguno de los consejos que te proponemos. Si no estás seguro de cómo se hace algo o de que no harás bien, lo mejor es que llames a un profesional.

No suele entrañar muchas dificultades limpiar los filtros del aire acondicionado. Es una acción que hay que hacer tras pasar un período de uso continuado del aparato puesto que acumula suciedad, hecho que disminuye la cantidad de aire en circulación. A la larga termina ocasionando un mal funcionamiento del aparato. Basta con quitar la tapa frontal, extraer los filtros y limpiarlos sirviéndonos de agua y jabón. Antes de colocarlos hay que dejarlos secar bien.

También relacionado con la suciedad, otro paso de mantenimiento sencillo es limpiar la superficie de los ventiladores exteriores. El hecho de que estén a la intemperie hace que recojan mucha suciedad, que si bien no irá a parar al interior, sí afectará al funcionamiento del aire acondicionado. El aire de salida tendrá más dificultades para salir. Nada como darle un pequeño repaso con un trapo. Si el acceso al aparato exterior no es bueno, llama a un profesional.

Otro consejo muy útil para mantener en buenas condiciones el aire acondicionado de casa es comprobar el nivel de gas refrigerante. Con el uso el nivel tiende a descender por lo que si no lo has revisado nunca, hazlo antes de dar un uso continuado. En algunos aparatos el nivel de gas se puede localizar fácilmente mientras que en otros puede ser algo más complicado. Evalúa tu caso concreto y llama a un profesional si tienes dudas.

Como ocurre con la calefacción, el aire acondicionado también hay que revisarlo en períodos en los que no se utiliza. No está de más encenderlo para ver que todo funciona correctamente y así disfrutar de él cuando lo necesitemos.

¿Llevas a cabo alguno de estos consejos que te contamos en Vagon Proyectos e Ingeniería? Si no es así, ponlos en práctica cuanto antes y podrás disfrutar de un mejor funcionamiento de tu aire acondicionado y un mayor ahorro en la factura de la luz.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies